Consejos sobre el mantenimiento de suelos de madera.

En primer lugar, tenemos que saber que la humedad es uno de los grandes enemigos del parquet, y que puede puede provocar daños severos, levantamientos, hacer que se pudra o que se curve, por eso, debemos evitar siempre lavar nuestros suelos de madera con mucha agua. Recomendamos el uso de un paño húmedo o un mocho muy bien escurrido, y si puede ser, deberemos evitar cambios de temperatura bruscos.

¿Qué hago si se moja el parquet?

Lo primero que haremos será secarlo de inmediato, para que no filtre. A continuación, retiraremos el líquido y trataremos de eliminar los rastros de humedad con aliados como el cartón o el papel de periódico. Un recurso muy válido es emplear un secador de pelo, pero siempre con mucho cuidado intentando no quemar el suelo. Si alguna tablilla se ha dañado, deberemos proceder a reemplazarla.

¿Se puede dañar el parquet?

Los suelos de tarima flotante, por norma general son muy resistentes y rara vez se deformaran. Cuentan con una capa protectora y un acabo duradero. Las tablillas encoladas sobre el suelo directamente, son muy estables y difícilmente sufren deformaciones. Los tarimados macizos son los más vulnerables frente a daños, mayormente provocados por cambios de temperatura… estos últimos son la modalidad de suelo de madera más inestable.

4b11dfe5c173e955f58532c1dff69756

¿Qué elementos que pueden dañar mi suelo de madera?

La arenilla y el polvo son elementos que pueden contribuir a la erosión de la superficie. Por eso recomendamos tener un felpudo en la entrada de casa, así como proteger las patas de mesas, sillas y otros muebles que puedan rayar nuestro suelo. Tampoco es recomendable pisar el suelo con los pies mojados.

¿Como puedo limpiar el parquet?

Los fabricantes afirman que los peores enemigos son los sistemas de limpieza tradicionales. La escoba y el recogedor de toda la vida pueden actuar como lija quitando la capa de barniz o el acabado en aceite. Para ello recomendamos cambiar la escoba por un aspirador, o una mola especial para suelos de madera. Una mola húmeda con un chorlito de vinagre será la receta perfecta para una limpieza excelente. Evitar el uso de productos químicos, que pese a dejar un buen resultado a corto plazo, puede corroer el suelo.Si queremos que nuestros suelos de madera duren muchos años, debemos cuidar de ellos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *