Entradas

El tono blanco para paredes, armarios a medida o complementos

El blanco siempre será un tono en el que puedes encontrar frescura, luz y serenidad, utilizado tanto en paredes, como en armarios a medida o complementos.

Para algunos es un tono que se utiliza en los ambientes oscuros y principalmente como la base de otros elementos decorativos en tonos fuertes y para otros también puedes utilizarlo como el color protagonista. Con el blanco las posibilidades son infinitas, siempre y cuando mantengas siempre el equilibrio.

Los metros cuadrados no suelen sobrar en nuestras viviendas actuales, por lo que el blanco nos ayudará a crear una mayor sensación de espacio.

Los salones en blanco suelen transmitir una gran sensación de limpieza, orden y serenidad. Una de las grandes ventajas es que si jugamos con muebles y paredes en blanco nos será mucho más sencillo sacar partido a algunos detalles en color.

En estos espacios, para mantener un toque cálido, el dorado, beige o el tono natural de la madera pueden ofrecen el calor que buscas. Los marcos en dorado o un sofá en un tono cremoso o beige hacen de tu salón un lugar acogedor para recibir visitas o jugar con tus hijos.

La cocina debe transmitir también limpieza. El blanco para este cometido es ideal y dependiendo del resto de detalles podemos darle distintos estilos y personalizarla al máximo.

Si queremos un toque nórdico podemos poner una encimera de madera, para un toque más moderno poner el mobiliario lacado en alto brillo o algún color fuerte y para un aire más clásico lo mejor es jugar con detalles y complementos como los textiles.

La cromoterapía estudia como los colores influyen en nuestras emociones y nos ayudan a relajarnos, a estar más activos, alegres… Dentro de esta filosofía usar el blanco en el dormitorio es un gran acierto para conciliar el sueño mucho mejor.

Y finalmente, retomando la teoría de que el blanco nos ayudará a crear una sensación mayor de espacio, sería perfecto utilizarlo en los baños, que normalmente siempre son los que más carecen de metros, sobre todo en los armarios a medida.